jueves, 22 de abril de 2010

KILLBOTS (USA, 1986)

Título Oringinal: Chopping Mall. Dirección: Jim Wynorski. Intérpretes: Kelli Maroney (Alison), Tony O'Dell (Ferdy), Russell Todd (Rick), Karrie Emerson (Linda), Barbara Crampton (Suzie), Nick Segal (Greg), John Terlesky (Mike), Suzee Slater (Leslie), Paul Bartel (Paul Bland), Mary Woronov (Mary Bland), Dick Miller (Walter), Gerrit Graham (Técnico), Mel Welles (Cocinero). Duración: 72 minutos.

Síntomas: Los robots de seguridad de un gran Centro comercial sufren una sobrecarga eléctrica que los convierte en autómatas sedientos de sangre. Un grupo de adolescentes que han decidido quedarse para montar una fiesta privada en dicho centro deberán luchar para salvar sus vidas.

Diagnóstico: Para el aficionado a la serie B de las tres últimas décadas, Wynorski no es un desconocido. Uno de los realizadores que surgieron bajo la tutela del gran Roger Corman (cuya cantera parece inagotable), el camino emprendido por Jim desde que inició su aventura en solitario, se caracteriza por el sempiterno tono de parodia en todas sus producciones fantásticas, algo que puede resultar irritante para algunos pero que, decididamente, al menos para el que suscribe estas líneas, hace mucho más digeribles los trabajos de este director, incapaz de tomarse en serio a sí mismo en títulos tan delirantes como los de Vampiros del Espacio (1988), con la ex porno star Traci Lords , Transylvania Twist (1989), El comehuesos (2007), Vampirella (1993), pobrísima adaptación del mítico cómic, o secuelas imposibles como 976-Evil II (1991), Munchies II (1993) y Ghoulies IV (1993).

El estilo, los presupuestos, el tono y, por qué no decirlo, sus casposos resultados emparentan muy de cerca con el cine de Fred Olen ray , con el que por cierto compartió dirección en Dinosaur Island (1994). KillBots está acreditado como el segundo título que Wynorski dirigió en su carrera y supone, desde luego, uno de los más divertidos.

En la década de los 80 la fiebre hacia una incipiente tecnología informática trajo sus consecuencias dentro del cine norteamericano que inmediatamente inundó las pantallas con una serie de títulos donde las máquinas tenían un gran protagonismo. Títulos como Tron  (1982), Terminator  (1984) , Runaway, brigada especial (1984) o en clave más familiar Cortocircuito  (1986) contaban tramas en las que generalmente las máquinas suponían una amenaza hacia los incautos seres humanos. Ya unos años antes Michael Crichton nos ponía los pelos de punta en su imprescindible Almas de Metal (1972), donde unos autómatas destinados al ocio en un gigantesco parque temático se rebelaban contra sus hasta entonces dueños humanos. De hecho, Killbots podemos considerarla un remake-homenaje en clave "teen" de aquella cinta.

Teniendo en cuenta que nos movemos en unos terrenos estrictamente de serie b (con vocación de Z), Killbots supone una cinta muy entretenida en primer lugar por ir directa al grano, introduciéndonos de inmediato en una simplísima pero efectiva trama y, en segundo lugar, por reunir todos los ingredientes deseables para el amante de lo cochambroso: acción, humor, desnudos absolutamente gratuitos, efectos especiales cutres y un divertido uso del splatter. ¿alguien da más en apenas 70 minutos?

Por si eso fuera poco, el reparto del film también ofrece más de una sorpresa para el espectador. Breves apariciones especiales del gran Paul Bartel y su señora, la estupendísima Mary Woronov, del infarible Dick Miller (absoluto icono del fantástico y actor fetiche de Roger Corman) e incluso de la mismísima Barbara Crampton, apenas unos instantes antes de convertirse en una actriz de culto para los aficionados merced a su inolvidable intervención en Re-Animator (1986).

Killbots ofrece escenas más interesantes de lo habitual en este tipo de cine (la secuencia de las tarántulas en la tienda de animales, por ejemplo), constantes guiños al aficionado (en un momento determinado los protagonistas ven en la tele Attack of the crab monster, aparecen carteles de otras cintas como Barbarian Queen o Galaxia prohibida , todas ellas dirigidas o producidas por el propio Corman) y si la cinta no trasciende más es debido primero a la simpleza de un guión que se limita a enlazar escenas de persecución con unos diálogos bastante estúpidos y a la inoperancia tras las cámara de Wynorski incapaz de aprovechar las posibilidades de un escenario tan atractivo como es el de un gran centro comercial cerrado, al que George A. Romero supo sacar mucho más partido en su mítica Zombi (1978).
Tráiler de Killbots

No puede perdérsela: El completista de robots con malas pulgas.
Abstenerse: El que no guste de la serie b autoparódica.
Venta: Importación

17 comentarios:

tomas fernandez aguilar dijo...

miniclásico de los 80's, disfrutable si te gusta mucho la serie B ochentera!

Jaz3000 dijo...

Me gusta eso de 'Ir al grano con la trama'. No siempre, claro, pero esta película en particular no la imagino con una introducción muy larga.

Buena reseña, abrazos :)

Alimaña dijo...

Casposidad ochentera, gracias por recrdármela Quimérico

iMartinez dijo...

a mí no me engañan: es la versión diabólica de Johny 5!

Quimerico Inquilino dijo...

Gracias a vosotros por comentar.
Sí, una caspa ochentera muy entretenida, siempre que la veamos cargados de sentido del humor.

Saludos!

Caronte dijo...

El comehuesos me pareció mierda de primera, así que bajando!!

Gracias

Darkerr dijo...

pues desconocía esta pelicula, aunque de Jim Winorski pude ver su secuela de "The swamp thing", de muy mal gusto, aunque justo por eso valió la pena. Esta pelicula luce divertida, ya por eso habrá que disfrutarla. Quimérico, aprovecho para indicarte que te he incluido en un meme cinéfilo en mi blog, ojala puedas participar. Saludos¡¡¡

Quimerico Inquilino dijo...

Un saludo Darkerr. Sí a Wynorski le amas o le odias. Si te gusta el cine tipo Olen Ray, ya digo, esta la disfrutarás.
Me paso por tu blog (que lo tengo abandonado) y veo esa encuesta, faltaría más.
Gracias por acordarte de mi humilde casa ;)

CARLOS SERRANO dijo...

Yo odio a Wynorski, es muy popular pero no entiendo que le ven. No hace más que rodar bodrio tras bodrio!

ATXEIN dijo...

Interesante slasher con robots asesinos.. Muy de acuerdo con lo que comentas Quimérico, esta serie B ochentera es lo que tiene o te gusta o la detestas..a mi me encanta¡¡¡jajaja

Un saludo¡

Quimerico Inquilino dijo...

Y a mí comnpañero, y a mí jajajaj... ;)

PEPE CAHIERS dijo...

Este tipo de películas eran carne de videoclub de barrio. Te reunías con los colegas, insertabas la cinta de VHS (generalmente en bastante mal estado, más estropeada que el coche de Colombo) y echabas unas risas. Por cierto, excelente blog!

LA GUARIDA DEL EREMITA

Fantomas dijo...

La anoto para un futuro visionado. Viene bien ahora que estoy en "onda casposa".

Saludos ;)

Quimerico Inquilino dijo...

Bienvendio, Pepe Cahiers, y gracias por tus palaabras. Sí, esta peli es ideal para verla en compañía de amigos y unas cervecitas...

Fantomas, anota, anota, porque esta, además de casposa es divertida.

Saludos!

Obliterator dijo...

Guau si es del director del comehuesos debe ser una cutrada asquerosamente divertida. La pongo a bajar ya.

CARLOS SERRANO dijo...

Hey colega ya tengo nuevo blog:

http://carlosserrano21.wordpress.com/

Quimerico Inquilino dijo...

Sí, "El comehuesos" era divertidamente casposa, pero esos cutre efectos infográfico siempre restan gracias al asunto. Prefiero los cutre efectos "made in 80", como esta.

Carlos, pasaré a visitarte, gracias por elaviso.

Saludos a ambos!